Cargando...

Alertan sobre las consecuencias que podría generar guerra entre AN, TSJ y Contraloría



La democracia en Venezuela camina por la cuerda floja. Los constantes ataques del Ejecutivo y el TSJ a la Asamblea Nacional demuestran una profunda ruptura del hilo constitucional.

Aunque mucho se habla de que en el país hay una guerra de poderes entre estas instituciones, lo cierto es que no es así. El escenario actual demuestra solamente una pugna de “todos contra uno” que tiene como finalidad el desconocimiento pleno del Legislativo.

Los poderes Ejecutivo, Judicial, e incluso Electoral, parecen unirse para enfrentar a un enemigo común: un Parlamento mayoritariamente opositor.

La Asamblea ha sido reducida a un simple foro de debate gracias a las actuaciones del Tribunal Supremo de Justicia. Desde el momento de su juramentación en 2016, la AN se ha visto acosada por un TSJ que ha anulado cerca del 99% de sus proyectos de ley con más de 40 sentencias. Otorgando funciones al presidente Nicolás Maduro que, según la Constitución, son propias del Legislativo.

¿Qué se arriesga en esta contienda?

Quien dijo que en todas las guerras se pierde, parece estar en lo cierto. La batalla “todos contra uno”  que protagonizan los poderes públicos del país no es la excepción a esta regla. Con esta pugna Venezuela corre el riesgo de perder su sistema más sagrado: la democracia.

Con estas actuaciones se ha puesto en juego el “reconocimiento a la voluntad popular que se expresó el 6 de diciembre de 2015” en las elecciones legislativas, señala el analista político Luis Salamanca. Y es que al desconocer a los representantes del pueblo elegidos bajo reglas constitucionales se está desconociendo a la democracia representativa.

Por ello, el gran riesgo de esta pugna abierta entre el resto de los poderes contra la Asamblea es “que de aquí en adelante se termine la poca democracia que queda”. El experto alega que una de las consecuencias de esta supresión a la AN del mundo institucional, es que el pueblo está quedando sin representación “y de ahí se derivan toda una serie de efectos y riesgos como el que esto lleve a una dictadura plena”.

En la misma línea apunta el abogado constitucionalista Juan Manuela Raffalli. Destaca que al desmoronarse el principio de separación de poderes establecido por la Constitución, con esta ofensiva al Legislativo, se está atacando realmente a la democracia y la propia Carta Magna.

Asegura que debido a ello “la Constitución entra en un estado de funcionalidad anormal, porque no tiene un funcionamiento adecuado y organizado para lograr los fines del Estado y por eso es que el país no avanza sino retrocede“.

¿Pero qué dice la Constitución de todo esto?

La Carta Magna venezolana es clara en su artículo 136: “El Poder Público se distribuye entre el Poder Municipal, el Poder Estadal y el Poder Nacional. El Poder Público Nacional se divide en Legislativo, Ejecutivo, Judicial, Ciudadano y Electoral. Cada una de las ramas del Poder Público tiene sus funciones propias, pero los órganos a los que incumbe su ejercicio colaborarán entre sí en la realización de los fines del Estado”.

Según el mencionado párrafo, “Venezuela se rige por el principio fundamental de la separación funcional de los poderes públicos, por la autonomía de estos y por el principio de colaboración entre ellos”, explica Raffalli.

Sin embargo indica que, gracias a la contienda entre el resto de las instituciones contra la AN, el país está en presencia de “todo lo contrario” a lo establecido por la Constitución.

“Los Poderes Públicos están separados, pero en lugar de cooperar entre sí hay una especie de cayapa contra el Legislativo, con el agravante de que este Poder es el que realmente representa al pueblo, porque tiene representantes electos popularmente por cada estado”, sostiene.

¿Es primera vez que pasa esto en Venezuela?

Por primera vez, el país es el escenario de una contienda de esta magnitud. No obstante, esta clase de luchas no es nueva. El resto del continente sí ha visto llevarse a cabo estas batallas de poderes en diferentes países.

El historiador del centro de Estudios de América de la UCV Nahem Reyes afirma que a lo largo del siglo en casi todos los países han habido serias fricciones entre el Poder Legislativo y el Ejecutivo. Recuerda casos ocurridos en la región como la presidencia de Janio Quadros y Joao Goulart en Brasil en la década de los sesenta, que desembocó en la renuncia del primero y el golpe de Estado militar para el segundo.

Fuente: http://www.caraotadigital.net
Entrada más reciente Entrada antigua Página Principal

Recomendamos:

Recibe las Noticias por Correo, Suscribete Es gratis.!!!

Visitantes Online

Entradas populares

INICIAR SESIÓN EN HOGARES DE LA PATRIA

INICIAR SESIÓN EN HOGARES DE LA PATRIA
Gran Misión Hogares de la Patria

Buscar aquí

Más Valorados esta Semana

PeriodicosVenezuela.com.ve

Recomendado

En linea

Seo